La Cidade da Cultura cumple diez años con cerca de 6 millones de visitas y 5000 actividades y eventos celebrados

Santiago de Compostela, 13 de Enero de 2021

La Cidade da Cultura de Galicia, inaugurada en enero de 2011 por los entonces Príncipes de Asturias y hoy Reyes de España y el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, cumple sus primeros diez años de vida con cerca de 5000 actividades culturales y eventos y recibiendo casi 6 millones de visitas a lo largo de esta década.

El conselleiro de Cultura, Educación y Universidad, Román Rodríguez González, que presentó esta mañana el balance de los primeros diez años de funcionamiento de la Cidade da Cultura, aseguró que finaliza una “fase de consolidación de esta potente infraestructura como herramienta para el desarrollo social, cultural y económico de la Comunidad y que arranca una nueva etapa basada en la expansión para llegar más lejos”.

El titular de Cultura del Gobierno gallego subrayó que el Gaiás de 2021 es un espacio de referencia en el ámbito de la cultura, la tecnología y el emprendimiento, con más de 600 personas trabajando a diario en sus instalaciones, una media anual de casi 200 actividades culturales y 400 eventos organizados por empresas, instituciones y colectivos sociales en sus instalaciones, y que cerró 2019 –último año antes de la pandemia– recibiendo a más de un millón de personas, entre visitantes, turistas, usuarios de los servicios públicos y trabajadores.

Contención presupuestaria

En un acto acompañado por los miembros de su equipo, así como por responsables políticos y técnicos que participaron en la gestión del complejo a lo largo de este período, y de representantes institucionales como el alcalde de Santiago, Xosé Antonio Sánchez Bugallo, Román Rodríguez recordó que el establecimiento de un modo de gestión basado en la contención presupuestaria y en la optimización de los espacios permitió “hacer más con menos recursos” y puso como ejemplo la cifra de participantes en actividades culturales que se multiplicó por cuatro desde 2012, acercándose a cerca de 200.000 personas.

El conselleiro llamó la atención sobre el Museo Centro Gaiás, que con 21 grandes exposiciones, se ha convertido en un centro de referencia en el norte de España, recibiendo más de 600.000 visitas a lo largo de la década, además de consolidarse como una potente herramienta didáctica que acerca sus contenidos a una media de 15.000 estudiantes de diferentes centros de la comunidad autónoma con programas innovadores y pioneros.

Román Rodríguez elogió la calidad de una programación cultural abierta, dirigida a un amplio abanico de públicos y en la que tiene cabida desde la creación contemporánea más experimental a la cultura de base, con ciclos y eventos que ya son un clásico de la agenda cultural de Galicia, como Atardecer no Gaiás, el festival de teatro Escenas del cambio, el Atardecer o el Encuentro de Artistas Nuevos Cidade da Cultura de Galicia.

Primeras instituciones

En relación con la Biblioteca y con el Archivo de Galicia, precisamente las primeras instituciones en comenzar a funcionar en el año 2011, el titular de Cultura destacó que hoy ocupan un lugar central como “guardianes de la memoria documental y bibliográfica” de Galicia y como coordinadores de las redes públicas de bibliotecas y archivos de toda la Comunidad.

Junto a la cultura y a la tecnología, el conselleiro recordó el trabajo a favor del emprendimiento cultural, con un total de 450 proyectos innovadores en el ámbito de las industrias creativas apoyado desde la apertura del Centro de Emprendimiento del Gaiás, proyectos que, en muchos de los casos, son hoy empresas consolidadas generadoras de puestos de trabajo.

En su balance, Román Rodríguez revisó el amplio abanico de actuaciones encaminadas a humanizar los espacios exteriores del complejo, con el acondicionamiento de más de 40 hectáreas verdes, a través de la plantación de más de 12.000 árboles en el Bosque de Galicia y en los diferentes parques y jardines, convirtiendo la Cidade da Cultura en uno de los “pulmones verdes” de Santiago de Compostela. El conselleiro subrayó la importancia de combinar arte y naturaleza, enmarcando en este objetivo proyectos como el mirador en la cumbre del Gaiás elaborado por el escultor Manolo Paz o el llamado Banco del Peregrino, una intervención de la artista Clara Montoya que ofrece una hermosa vista sobre la ciudad de Santiago.

A lo largo de este período de diez años, el responsable de Cultura de la Xunta hizo hincapié en el intenso trabajo que se tradujo en el desarrollo del Bosque de Galicia, del Parque del Lago, del Jardín Literario, del Jardín del Teatro, así como de áreas destinadas al juego de los más pequeños, como el Parque de la Ballena. “Conseguimos completar la oferta cultural con espacios dirigidos a las familias para disfrutar del ocio y de la naturaleza”, aseguró el conselleiro.

Edificio Fontán e intervenciones paisajísticas

Echando la vista atrás, el titular de Cultura defendió la adopción de decisiones “valientes” por parte del Gobierno gallego, como fue la paralización de las obras de los dos edificios iniciados y no finalizados, medida que supuso un ahorro para los gallegos de 77 millones de euros, precisamente en un momento de dificultades económicas. Como ejemplo de modelo de gestión basado en la contención presupuestaria, Román Rodríguez aludió las dos intervenciones paisajísticas realizadas en estos vacíos que permitieron resolver el impacto negativo sin apenas coste para las arcas públicas, y concretamente en el caso del Jardín del Teatro a coste cero.

En esta misma línea, el conselleiro aludió a la decisión de localizar en la Cidade da Cultura el Edificio Fontán, aprovechando la parte ya construida del que iba a ser el Teatro de la Música, en una decisión que no solo eliminó el impacto estético negativo, sino que supuso un importante ahorro respecto al que supondría tener que adquirir un solar para construir una infraestructura con las necesidades técnicas del Fontán.

Román Rodríguez destacó en su balance la conexión con la Autopista del Atlántico (AP-9) como uno de los grandes avances de estos diez años, al conseguir enlazar el Gaiás con la principal arteria de comunicación de Galicia, con el impacto que esto tiene a la hora de facilitar los desplazamientos a este centro. En este sentido, aludió también las mejoras en la integración de la Cidade da Cultura con Santiago a través de la apertura de entradas y la construcción de una trama de sendas en el Bosque de Galicia e incluso de conexión con la Vía de la Plata, que transcurre paralela al monte Gaiás.

Retos de futuro

La hoja de ruta en la nueva etapa que se inicia en la Cidade da Cultura se plasmará en el que será el segundo plan estratégico de la Cidade da Cultura, un documento que ya está en marcha y que abarcará las líneas de trabajo para el período 2021-2027.

El primer hito de esta fase nueva será el final del Fontán, el edificio que abrirá un nuevo eje de trabajo en la Cidade da Cultura al convertirse en un impulsor del sistema universitario de Galicia y que también hará de Santiago de Compostela una referencia en el ámbito de los estudios del patrimonio acogiendo instituciones tan relevantes como el Instituto de Ciencias del Patrimonio (Incipit) del CSIC o nuevo Centro de Estudios sobre el Patrimonio Cultural (CISPAC), especializado en el Camino de Santiago.

En un año marcado por la celebración del Xacobeo, Román Rodríguez anunció que el Gaiás se presenta como uno de los escenarios donde se desarrollará el programa cultural que está preparando la Xunta de Galicia, con proyectos como la exposición Galicia futura, con la que se cierra la trilogía de muestras organizadas desde el Gobierno de Galicia con motivo del Año Santo, tras Galicia, un relato no mundo y Galicia, de Nós a nós.

En la nueva etapa, el conselleiro adelantó que el Gaiás ahondará en su dimensión de "factoría de proyectos culturales”, pero siempre con el objetivo de que estos contenidos recorran otros espacios culturales de Galicia, en un circuito de itinerancias que pretende convertir esta infraestructura en un suministrador de contenidos para toda la Comunidad.